Saltear al contenido principal
Francia Prorroga La Indicación Obligatoria Del Origen De La Carne Como Ingrediente Hasta El 2020.

Francia prorroga la indicación obligatoria del origen de la carne como ingrediente hasta el 2020.

El pasado 26 de diciembre, las autoridades francesas anunciaron la prórroga en la obligación de indicar el origen de la carne y leche en las etiquetas de los productos hasta el 31 de marzo de 2020.

Esto significa que los procesadores y fabricantes franceses que elaboren y vendan dichos productos alimenticios a los consumidores franceses seguirán estando obligados a enumerar el país de origen hasta marzo de 2020.

Las autoridades francesas anunciaron que Francia ha sido autorizada a alargar el COOL para los productos cárnicos y lácteos, lo que significa que la Comisión de la UE ha aprobado dicha prórroga. Según las autoridades francesas, el objetivo es mejorar la calidad de los productos y aumentar el conocimiento entre los consumidores de qué es lo que pasa con sus alimentos.

El objetivo final de las autoridades francesas es establecer una normativa a nivel de la UE que regule la forma en que los países etiqueten el origen de los ingredientes.

Esta prórroga tiene lugar a pesar de la pregunta preliminar formulada al Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJCE),que está pendiente de respuesta, sobre la base legal del COOL francés.