Saltear al contenido principal

Interovic desarrolla el sello de bienestar animal, BAIE

La Organización Interprofesional del Ovino y Caprino de Carne, INTEROVIC, ha presentado la marca de compromiso bienestar animal bajo el nombre Bienestar Animal INTEROVIC España (BAIE). El sello tiene como objetivo que la carne y los productos derivados del ovino y caprino cuenten con la garantía de cumplir con los más altos estándares relativos al bienestar animal y trazabilidad. Para obtener este sello, los productos deberán superar más de un centenar de requisitos, establecidos por la Interprofesional, ofreciendo y garantizando un alto nivel de protección de los animales.

 

 

Este esquema se basa en criterios científico-técnicos, de más de cien parámetros, que definen en detalle la situación en que se encuentra una granja y sus animales. De esta manera, al conocer las características del medio y manejo ganadero, así como el estado y comportamiento de los animales, se puede garantizar el bienestar con que se crían los lechales, cabritos o corderos producidos bajo este sello.

BAIE se integra en el sello “Compromiso bienestar Animal” que están desarrollando varias interprofesionales españolas. Una iniciativa pionera a nivel mundial que refleja el compromiso de los sectores implicados con el cumplimiento de los más altos estándares de bienestar del ganado.

Una herramienta útil, fiable y objetiva que INTEROVIC presenta para dar respuesta a los retos que la sociedad demanda al sector en estos momentos y garantizar a los consumidores el mejor cuidado de los animales. Para obtener el sello BAIE han de cumplirse, además de los requisitos legales en materia de Bienestar Animal, requisitos adicionales que suponen una alto nivel en este ámbito, como la verificación del entorno, bioseguridad, condiciones de alojamiento, alimentación, agua, sanidad, entre otros aspectos, garantizando, además, una trazabilidad adecuada para asegurar el buen uso de la marca en los productos que se pongan a disposición del consumidor.

Según las normas internacionales de la OIE, el bienestar animal designa “el estado físico y mental de un animal en relación con las condiciones en las que vive y muere” (Código Terrestre).

Las directrices que guían a la OIE en materia de bienestar de los animales terrestres incluyen también las «cinco libertades», enunciadas en 1965 y universalmente reconocidas, para describir los derechos que son responsabilidad del hombre, es decir, vivir:

  • libre de hambre, de sed y de desnutrición;
  • libre de temor y de angustia;
  • libre de molestias físicas y térmicas;
  • libre de dolor, de lesión y de enfermedad;
  • libre de manifestar un comportamiento natural.